miércoles, 21 de marzo de 2007

El estercolero


Primero fue De Juana y ahora es Otegi. Menudo papelón el que está haciendo el gobierno. Vaya vergüenza estamos viviendo en España en estos tiempos de infamia y de rendición.

Hoy se ha pagado el siguiente plazo de la rendición ante ETA. Otegi ha sido absuelto por la Audiencia Nacional después de que la fiscalía retirara los cargos contra él. Antes habíamos respirado cuando lo han traído esposado y nos creíamos que no se iba a producir esta situación aunque el pérfido (1. adj. Desleal, infiel, traidor, que falta a la fe que debe. U. t. c. s.) Cándido ya lo había anunciado. Sólo espero que estos fiscales vendidos no duerman tranquilos durante mucho tiempo.

El caso es que en España no hay estado de derecho. Mejor dicho, es arbitrario al servicio del gobierno. Ha sido fulminado en tan sólo tres años de mandato de Zapatero. Algunas de las últimas actuaciones del Gobierno son realmente penosas: cesión al chantaje de De Juana, reuniones del ministro de industria y del asesor económico de presidencia con Enel para dinamitar la opa de Endesa, Otegi. Ese es el respeto que los que nos mandan tienen por las leyes y el sentido común.

Ante este constante atropello, habría que proponer la objeción fiscal y dejar de aportar fondos para que el Estado los utilice contra los ciudadanos. Hay que parar esta ignominia.

Mientras, se pide la ilegalización del PP y que juzguen a Aznar por la guerra de Irak.


Hasta en el foro de El País los comentarios eran contra el gobierno.
P.S.: La foto la tomé a las afueras de Delhi. Me viene al pelo para ilustrar el estercolero moral en el que el presidente está convirtiendo el país.