viernes, 6 de junio de 2008

América


Excelente el artículo de Arcadi Espada hoy en El Mundo. El final es demoledor para nuestra socialdemocracia "blandiblub" ( la de izquierdas y también la de derechas):

De aquí a noviembre, todo el día, escucharemos yes, we can (ellos todo lo pueden), y participaremos de una circunstancia insólita: la atenuación del violento antiamericanismo reinante. Durante unos meses no dejarán pasar la oportunidad de demostrar que sus críticas a Bush no eran críticas a América, ese gran país que rompe los diques de la raza (ejem… como los rompió el Perú con Fujimori). Y luego empezarán otra vez. Si pierde Obama, a partir de noviembre; si gana en cuanto empiece a dar muestras de prudencia en Irak y de fuerza en Irán. América, para nuestra buena gente, no tiene cura. Porque América es la expresión máxima de la realidad, de la inexorable obligación de afrontarla y su espejo implacable devuelve, ciento por uno, los ademanes inmorales de quienes en el balneario europeo dibujan su perfil irreprochable a costa del sudor y la sangre de los otros, y a salvo siempre de cualquier salpicadura.