domingo, 22 de julio de 2007

El mundo al revés


El viernes el juez Del Olmo, a instancias del fiscal, secuestró la revista El Jueves por una portada obscena e infamante sobre los príncipes, produciendo el efecto contrario al deseado. Primero, las ventas de la revista se dispararon antes de que fueran retiradas por la policía. Segundo, lo que habría pasado probablemente desapercibido o, como mucho, comentado en pequños grupos a posteriori, se publicó en todos los periódicos y está en todas las webs y blogs.

Para muestra, un botón, y otro, y otro, y otro, y otro y así.

Es decir, que la acción del fiscal y del juez consiguen exactamente el efecto contrario al que se pretendía. Estos señores no se han enterado de que en los tiempos de internet es casi imposible controlar la difusión de cualquier noticia. Esto ya pasó con la difusión del famoso artícula Casa tomada de Savater, que El País se negó a publicar. Sin embargo, la aplicación de la ley, ¿debe hacerse en función de cuál sea el efecto de su aplicación? No. La ley se debe aplicar independientemente del efecto que tenga. Lo argumenta bien Zarzalejos en su artículo de hoy.

Curiosamente, los partidos políticos han tomado posiciones que, supuestamente, serían contrarias a su ideología y pautas de comportamiento esperadas. El PP, correctamente a mi modo de ver, ha criticado la acción de la Fiscalía ha sido incorrecta, mientras que el Gobierno la defiende. Del resto de partidos no he visto reacciones. Mi impresión es que la acción de la Fiscalía y del Gobierno están orientadas a desprestigiar a la Monarquía y a socavar su imagen entre los españoles. Dada la especial y envidiosa idiosincrasia de los españoles de supuesta "rebeldía frente al privilegiado", esta actuación viene a distinguir a la Familia Real de una forma especial respecto al resto de la población, lo que despierta, sin dudas, una reacción de desprecio hacia ésta.

También me pregunto, qué habría pasado si esto hubiera pasado bajo un gobierno del PP. ¿Dónde están los culturetas progres ahora? Seguro que si Aznar estuviera en el Gobierno ahora, las reacciones habrían sido diferentes. Foro liberal se hace eco de esto.

Otra cuestión es por qué estos valientes no se meten con sus "popes". ¿Qué tal una viñeta de Zerolo con Zapatero en postura obscena? ¿Y algo de Mahoma? Venga, valientes. Es fácil meterse con la Familia Real, que se sabe que no se pueden defender, salvo que el Fiscal General del Estado les eche una mano... al cuello.

Ferblog hace un buen análisis también, desde mi punto de vista.